Antiaprisionamiento

El techo dispone de una función antiaprisionamiento que evita posibles daños al cerrar el techo.

Cuando cerramos el techo de forma convencional , al encontrar cualquier tipo de obstrucción, se abrirá automáticamente. Sin embargo, esto no sucede cuando se activa el cierre de emergencia o de máxima fuerza.

Nota

Existe un cierre de emergencia o de máxima fuerza, que sólo deberá utilizarse en casos de extrema necesidad, por ejemplo, circulando a altas velocidades o cuando por ensuciamiento o congelación de las guías no se pueda cerrar de forma convencional. Para cerrar, pulsar la parte inferior del mando, el techo se cerrará con mucha fuerza.

¡Atención!

  • •¡Precaución al cerrar el techo!. Al cerrar el techo descuidada o incontroladamente se pueden producir magulladuras, especialmente si se trata de niños.
  • El conductor deberá advertir, a los demás ocupantes del vehículo, del riesgo que supone un manejo descuidado del techo corredizo levadizo*.
  • Al abandonar el vehículo, incluso por un instante, hay que extraer siempre la llave de encendido. No deje nunca a niños solos en el vehículo.
  • Al cerrar el techo con el cierre de máxima fuerza, existe la posibilidad de accidentarse o herirse. Por ello deberán extremarse las precauciones al efectuar dicha operación.
    Vease tambien:

    Apertura y cierre
    El funcionamiento del sistema de apertura del portón es eléctrico. Se activa accionando la manecilla sigla del portón Fig. 66 Portón trasero: apertura desde fuera ...

    Sistema de refrigeración
    De fábrica sale ya provisto de un relleno permanente que no hay que cambiar. Se compone de agua y de una proporción del 40% de nuestro aditivo G12+ (anticongelante con base glilc&oac ...

    Conservación
    La aplicación regular de productos conservantes protege en gran medida la pintura del vehículo contra las influencias ambientales mencionadas en la página anterior bajo el t&i ...